Aunque las placas de inducción tengan mejores prestaciones que las vitrocerámicas y las placas de gas, no están exentas de problemas, y algunos son más frecuentes que otros.

Para evitar que aparezcan estos inconvenientes es necesario tener un buen cuidado de la placa, aunque es igual o más importante que la placa de inducción sea de buena calidad.

Desde este blog te recomendamos apostar por placas de inducción como las de la marca De Dietrich, especialmente diseñadas para decir adiós a las complicaciones que te mostramos a continuación.

Veamos en qué consisten algunos de los problemas más comunes que presentan las placas de inducción, sus causas y de qué forma es posible solucionarlos.

Arañazos o rayaduras en la placa de inducción

Uno de los problemas más frecuentes es el de provocar pequeñas rayaduras en la placa de inducción por culpa de una mala limpieza. Dejar las manchas y los restos de comida más tiempo de lo necesario puede provocar que uses el rascador de forma más agresiva o apliques productos abrasivos, deteriorando así la placa.

El mejor consejo es que limites la limpieza a pasar una bayeta húmeda y luego un paño tras su uso para evitar que queden restos de cal. Hazlo siempre cuando la placa esté fría.

La placa de inducción no enciende

Cuando la placa de inducción no se enciende suele deberse a que no detecta la sartén, la olla o cualquier otro utensilio de cocina que quieras usar.

A diferencia de las cocinas con gas o vitrocerámica, las de inducción funcionan mediante sensores, de manera que puede deberse a que:

  • Uno de los sensores está averiado.
  • Tu utensilio de cocina no está fabricado para ser usado en placas de inducción o es demasiado pequeño, de manera que los sensores no lo detectan.

En el segundo caso, para saber si la sartén, la olla o la cazuela son de inducción te recomendamos llevar a cabo el truco del imán. Tan solo tienes que colocar un imán en la base y comprobar si se pega.

Si lo hace, muy probablemente el problema será de la placa, ya que el utensilio está preparado para la inducción. Si no se pega, habrá que comprar utensilios nuevos.

El indicador lumínico de la placa de inducción parpadea

Otro problema frecuente, aunque más bien se trata de una molestia, es que el indicador lumínico de la placa parpadee.

La causa suele ser que el utensilio está mal colocado, a que sus dimensiones son más grandes que el diámetro de la zona, o que el material no es adecuado.

Para comprobar que se trata de esas causas fáciles de solucionar y no dé un fallo mayor, enciende la placa general y justo después una zona de cocción. Tras pocos segundos, coloca un recipiente. No pongas primero el recipiente y después enciendas la placa.

En algunos casos, la placa de inducción también reacciona con un pitido que advierte que no le estás dando un buen uso. Incluso puede pitar si hay comida o algún líquido en la placa.

La temperatura de la placa de inducción se va lentamente

¿Te da la sensación de que la temperatura va disminuyendo lentamente? Normalmente pasa cuando se cocina durante bastante tiempo con altas temperaturas como medida de seguridad.

Sin embargo, también se puede deber a un error en la instalación, especialmente relacionado con la ventilación.

El cristal de la placa de inducción se ha roto

Aunque suele ser muy poco común, sobre todo en placas de inducción extremadamente resistentes como las de De Dietrich, es posible que se rompa el cristal al darle un golpe con un utensilio duro.

Tanto si se ha roto de forma ostensible como si se ha formado una pequeña grieta, debes dejar de cocinar de inmediato.

De lo contrario, corres el riesgo de verter algún líquido que podría llegar al mecanismo y averiarlo de forma irreversible o provocar que sea mucho más difícil (y caro) de arreglar.

La única solución en este caso es que un especialista sustituya el cristal.

Seguro que has oído más de una vez la frase que reza “lo barato termina saliendo caro”. En el caso de las placas de inducción y de los problemas que pueden surgir si no son de calidad es más cierto que nunca.

No ahorres en gastos en una parte de la cocina que vas a usar tanto y confía en De Dietrich, el especialista en cocción.

38 Shares:
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar